Skip to the content
El artículo ha sido agregado al carrito.
El artículo ha sido retirado del carrito
Cliente agregado al carrito.
Debe seleccionar un cliente antes de agregar productos
Solo puedes comprar un número limitado de este artículo
Menu

Acompañando a Nelson Pérez, asesor climático y rostro de Svensson

Nos vamos de viaje por el "mar de plástico" de Almería, pasando por Níjar hasta El Ejido, en cuyos invernaderos de plástico cada vez se trabaja más con pantallas climáticos de Svensson. El recorrido finaliza en Looije OPFH en Águilas, sobre la que se ha hablado anteriormente en este número.
24 horas a la española
08.23 h

El día comienza temprano y terminará tarde para Nelson. En su casa en Almería, en el sur de España, quedamos para salir dirección noreste hacia Níjar. La tarde anterior preparó las visitas de hoy y anotó los trayectos en su agenda. Son agricultores que ya utilizan las pantallas de Svensson, pero se están planteando ampliaciones. Durante el trayecto, el mar Mediterráneo queda a la derecha, pero durante el camino apenas se ve por los enormes complejos de invernaderos. Nelson habla de un "mar de plástico", porque, al contrario que en Holanda, casi no hay invernaderos de cristal. Todo es plástico. La zona de invernaderos en esta costa sureña, con localidades como Níjar, Almería y Murcia, tiene un tamaño de más de 31.600 hectáreas, por lo que según Nelson es la mayor zona de invernaderos ininterrumpidos de Europa, quizá del mundo.
"Cada año se añaden entre 300 y 400 hectáreas".

08.50 h

Con un movimiento elegante, Nelson avanza por el aparcamiento de Semillero Laimund. En el complejo de 8 hectáreas, de las cuales cuatro son de nueva construcción, se cultivan plántulas como Dipladenia para su exportación, pero en otra parcela también crecen tomates cherris. El director técnico Guillermo Murcia, mientras camina con Nelson hacia la parte nueva, señala hacia las pantallas climáticas (Harmony) bajo las cubiertas de plástico difusoras curvadas, que hacen que la luz se disperse óptimamente. Los hombres hablan alto porque el fuerte viento hace sacudir el plástico en los bordes y hace ruido. Murcia suministra sus plantas a cultivadores de Alemania, Francia, Dinamarca y Austria. "Gracias a esta combinación de pantalla climática y cubierta difusora no tenemos que blanquear, y la luz penetra mucho mejor hasta el fondo de las plantas. El resultado es una mayor cosecha (+20%/red.), además de mejor calidad".

Mientras tanto, el estudiante en prácticas José Castillo participa en la conversación en su mejor holandés. Estudió en la HAS Hogeschool en Bolduque (Den Bosch) y está haciendo el resto de su formación en España. Juan José cuenta que la nueva construcción ha sido realizada por la constructora española Ininsa. Los constructores de invernaderos holandeses apenas tienen presencia en esta zona.

10.08 h

Tras un café rápido de la máquina, Nelson conduce su coche en dirección a El Ejido para visitar Semilleros Natural Green. En realidad se trata de volver hacia Almería para después hacer visitas en la parte occidental de lo que los españoles denominan su capital del tomate. "En un día como el de hoy tengo que hacer cientos de kilómetros, así de inmensa es la zona. Verdaderamente no se puede comparar con Westland", afirma con una amplia sonrisa. "La semana que viene será en dirección a Portugal, y por el camino pararé a visitar a un par de agricultores españoles.

10.43 h

Miguel Ángel Zorrilla, propietario de Semilleros Natural Green, le da una palmada en los hombros a Nelson. Primero hablan un poco de la organización profesional Asehor, de la que Zorrilla es presidente. Al igual que Semilleros Natural Green, hay asociados cincuenta semilleros de Andalucía. "El objetivo de Asehor es el intercambio de conocimientos y experiencias", afirma Miguel Ángel. Así, él les va a contar a los miembros los resultados de Econet. La malla de ventilación de Svensson mantiene fuera del invernadero a insectos dañinos como los trips. "Es la primera temporada que usamos Econet", responde Miguel cuando Nelson le pregunta por sus primeras experiencias. Para ventilar y refrescar, hay una serie de ventanas de los invernaderos que siempre están abiertas. "Los trips son un problema en toda España. Con esta malla intentamos mantener fuera a este insecto dañino. Ya puedo constatar que el invernadero está más limpio". Desde una aplicación de su móvil, Miguel Ángel no solo controla las ventanas, sino también la pantalla climática Harmony para una mejor difusión de la luz. Mientras tanto, la temperatura baja un poco al pasar dos grandes nebulizadores sobre las plantas. La neblina de agua con nutrientes hace un ruido siseante.

 

12.10 h

A ritmo impasible, nos vamos a la tercera visita, Technobioplant, que, al igual que Semilleros Natural Green, está situada también en El Ejido. Nelson Pérez dice que tiene sus visitas de la mañana antes de las 12:00/13:00 h y después toca comer algo y buscar el fresco. "Con temperaturas que rondan los 40 ºC todo el mundo deja de trabajar hasta que bajen las temperaturas.
Fernando de la Torre, propietario de este semillero, camina en dirección a Eco 3, el invernadero más nuevo. Se nota el delicioso olor a licopeno. Transcurre por una zona aparte donde unas mujeres están pacientemente haciendo injertos con una hojilla afiladísimo. Con una pincita de plástico, la mujer sujeta el injerto al patrón. Después, la plántula permanecerá entre 20 y 25 días en un pequeño túnel de plástico con alta humedad para volver a poner en marcha el sistema vascular. Tras este periodo, la plántula se trasplantará, por ejemplo, al invernadero Eco 3. Fernando comenta que en sus invernaderos todo se hace ecológicamente, incluso el control de plagas. Señala hacia una planta reservorio que hay a lo largo de los bordes. En ella viven bichos que comen, por ejemplo, trips. "La razón es que cada vez más consumidores europeos quieren productos ecológicos, y creo que esta es la única forma correcta". En Eco 3 hay plántulas de tomates, pimientos y pepinos que finalmente irán a los agricultores. Antes de que Nelson se vaya, Fernando le da a probar diminutos tomates que viajarán a Suiza con el nombre de BioSwiss. Es una planta de tomate en contenedor para consumo de mesa. La mañana ha terminado, y Nelson va a un restaurante que pilla de camino. Por fortuna, durante el trayecto no todo es de plástico. En las pendientes, Nelson puede ver también olivos. Saluda al servicio y pide algo. Se convierte en una consistente comida de tres platos, porque no cena hasta aproximadamente las 21:30 h. "Cuando llegue a casa comeré. El reporte para la sede central de Hellevoetsluis la haré mañana por la mañana".

 

16.50 h

La última visita es en Looije OPFH, en Águilas. Para ello, después de comer ha hecho un viaje en coche de casi una hora. Aunque la empresa agricola de tomates española tiene propietarios holandeses, es la española Rebeca Gallar, directora técnica, quien recibe a Nelson. Los dos se conocen bien, porque Looije (véase también el caso de éxito en este número de telen&trends/red.) va a crecer por etapas en los próximos años hasta las 18 hectáreas. ¿Cómo de holandesa es esta empresa tomatera? Rebeca señala hacia unas cajas de Koppert para los "bichos", pero por lo demás es una empresa totalmente española.

19.12 h

Empieza el atardecer y la temperatura ha bajado considerablemente cuando Nelson va por la autopista en dirección a casa. Va a cenar tarde, según el estilo de vida español. Por el camino cuenta que el uso de pantallas en España está en pañales en comparación con Holanda. "Mi trabajo es hacer muchas presentaciones a los agricultores sobre la utilidad de las pantallas. Además, junto con IFAPA, el centro de investigaciones para agricultores de Andalucía, hacemos ensayos de cultivo en los que tienen un papel las pantallas climáticas de Svensson".

Loading…